TOUR #5

Desde Granollers a Berlín. El día en el que todo cambió, el día en el que ardieron los barcos, fue el día en el que un buen hermano periodista, un humilde crack de grandísimo talento, a ultimas horas de la noche, en lugar indescriptible, dijo aquello de "tengo un buen amigo de la carrera en Berlín". Ese buen amigo resultó ser la primera persona clave, la primera persona que nos entregaría las primeras llaves de Berlín. Las más importantes, las que encendieron el motor de este proyecto. Poco después de echar a andar, ese buen hermano repitió la jugada "tengo una buena amiga de la carrera en Berlín, estaba buscando un tercer proyecto para una trilogia de proyectos emprendedores en Berlín para Catalunya Radio (ver Prensa).

El precio de salida le pareció demasiado bajo. Buen piropo. Cuando llegó el momento de hablarle al micro fué curioso articular el discurso en el mismo idioma en el que los barcos ardieron. Pocos minutos antes de despedirnos descubrimos que los dos fuimos finalistas del mismo concurso de Periodismo Escolar con menos de 12 años, ella ganó escribiendo en catalán (si no recuerdo mal), mientras que el fundador de este proyecto, un servidor, quedó décimo escribiendo en castellano. Y, caída del cielo, llegó LA aclaración a una duda que había quedado sepultada en cajas del pasado repletas de papeles: los que concursaron en castellano lo hacían a nivel de todo el Estado Español. No sólo de Catalunya. Vaya vaya. Mira dónde y cuándo hemos ido a descubrir que no éramos tan malos escritores como pensábamos. El escrito tuvo el ingenuo título de "Nos estamos cargando el mundo". Totalmente marca de la casa. Sin duda, ya de pequeños somos quienes somos.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.